Category: Política

Legisladores impulsan Proyecto de Resolución para fortalecer la educación física

educación física1

Diputados del PPD, DC y PRSD presentaron el proyecto de Resolución nº 158 el 25 de noviembre pasado, a través del cual piden al gobierno que impulse políticas para fortalecer la educación física.

El proyecto fue aprobado por 58 votos. Sus fundamentos indican que la sociedad chilena se caracteriza por tener una baja actividad física y una alta tasa de obesidad, que resultan causas de patologías coronarias, diabetes mellitus y cáncer, tres enfermedades que son las principales causas de muerte en el país.

Según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico Chile integra la lista de los cinco países con mayor cantidad de personas que sufren la enfermedad de la diabetes.

Los legisladores creen que educación físicaes necesario dar mayor impulso a la educación física dentro de la formación escolar básica y media, en tanto que programas preventivos como el programa Elige Vivir Sano parecen ser insuficientes y la situación exige una intervención activa y directa desde el Estado.

El Proyecto de Resolución solicita al Poder Ejecutivo que se establezca un plan a largo plazo, que incorpore a los Ministerios de Educación, Salud y Deportes, y que tenga como objetivo reducir los índices de obesidad, previniendo de esta manera el desarrollo de enfermedades crónicas.

En este mismo sentido, el Ministerio de Salud reveló que el 95% de los chilenos no se alimenta de manera saludable. Estos datos fueron presentados por el subsecretario de Salud Pública, Jaime Burrows, a partir de la  llevada a cabo en conjunto con la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile.

Burrows declaró que “sólo el 5% de la población come saludable, el 86,9% requiere cambios en su dieta y un 7,8% se alimenta de manera poco saludable. Todo ello ratifica el hecho de que tenemos que hacer un cambio radical en nuestra forma de alimentarnos para prevenir enfermedades no transmisibles como la hipertensión, la diabetes, entre otras”. También destacó que quienes tienen una peor alimentación son aquellos que tienen un nivel socioeconómico menor.

La investigación determinó que los chilenos consumen excesivamente grasas saturadas, azúcares y sodio, lo que puede provocar altos niveles de azúcar en sangre, hipertensión y diabetes tipo 2.

El estudio también reveló quealimentacion_saludable el 67% de la población adulta presenta sobrepeso, lo que se explica por la cantidad de puestos de comida rápida y por marcados hábitos de la sociedad moderna como no tomarse el tiempo para ingerir un buen desayuno, prefiriendo tomar un café al paso.

A partir de estos datos, las autoridades recomiendan incrementar el consumo de frutas, verduras, pescados y legumbres, a la vez que eliminar harinas, azúcares y alimentos procesados.

Bachelet defiende la reforma educativa y denuncia campaña de desinformación

 

Bachelet

 

En una entrevista concedida a la revista “Cosas”, la presidenta Michelle Bachelet defendió la reforma educativa y denunció que la oposición está llevando adelante una campaña de desprestigio y terror contra la reforma, que sume en la confusión a padres y dueños de escuelas.

 

 

La reforma educativa es una de las bases del programa de gobierno y viene a responder a un pedido que la sociedad chilena viene haciendo desde hace varios años, una demanda surgida principalmente del sector estudiantil en el año 2011, durante el mandato de Sebastián Piñera.

La reforma, que ya fue aprobada en la cámara de diputados, está cosechando opiniones encontradas. El ex ministro de Educación y actual rector de la Universidad San Sebastián, Hugo Lavados, expresó que la gratuidad de la educación es una “medida regresiva”, y que no beneficiaría la “equidad ni la distribución del ingreso”, ya que, según explicó, se estaría generando una gratuidad para las familias de mayores ingresos. Lavados propuso aumentar la ayuda económica para los sectores más vulnerables, no solo en cuanto a becas estudiantiles, sino también para transporte y alimentación, dado que la insatisfacción de estas necesidades también es causa de deserción escolar.

 

La presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile (FECh), Melissa Sepúlveda, dijo que los estudiantesMelissa Sepúlveda tampoco están conformes con la Ley, y la consideró una “norma sin contenido que nada más regula el negocio y no termina de establecer la educación como un derecho”.

 

Bachelet, por su parte, defiende la reforma por considerarla fundamental para superar la desigualdad, garantizando el acceso gratuito y de calidad para todos los niños y jóvenes. Dijo que es necesario terminar con el lucro por parte de los establecimientos educativos que además de estar subsidiadas por el Estado, cobran matricula y cuota mensual a los estudiantes. La reforma impulsada por Bachelet prevé una gratuidad educativa del 100 % para el año 2018 y tiene el objetivo de terminar con la selección, el lucro y el copago en la educación.

Bachelet también respondió en forma negativa a los comentarios de la también ex ministra de Educación Mariana Alwyn, quien alertó sobre el tinte “estatista” del proyecto que busca imponer una determinada concepción ideológica.

 

La mandataria también amplió información sobre el hecho de que la reforma es un conjunto de medidas que incluyen modificaciones en el reglamento de trabajo docente, así como una reforma tributaria que permita financiar la gratuidad educativa. Para esto, espera aumentar la recaudación en 3 puntos del PBI, es decir, 8.200 millones de dólares, pero aplicando un criterio de equidad tributaria donde los que más tengan, paguen más.

 

El ministro de Educación, Nicolás Eyzaguirre, frente a las críticas, señaló que el Podernicolas eyzaguirre Ejecutivo mantendrá una actitud flexible ante el debate legislativo, pero que los cambios acordados no podrán afectar la esencia de la reforma.

 

 

El sistema educativo vigente en Chile data de 1981, cuando Augusto Pinochet reformó el sistema educativo y eliminó el nivel terciario gratuito, además de limitar la acción del Estado al rol de regulador mediante la Ley Orgánica Constitucional de la Enseñanza (LOCE). A partir de estas modificaciones, los estudiantes de bajos recursos se ven obligados a pedir créditos para acceder al nivel superior de educación, lo que los deja endeudados durante muchos años, a ellos o a sus familias. Desde la reforma realizada por el régimen militar pinochetista, estalló un boom de escuelas e instituciones privadas, que se perfiló como un negocio que hoy en día abarca el 75% del mercado educativo.

 

Después de 9 meses de gobierno, los números de aprobación a Bachelet mostraron un leve descenso, lo cual ella atribuye, por un lado, a “no haber tenido la capacidad política para comunicar mejor el objetivo de sus reformas” y, por otro, a una campaña de desprestigio y desinformación en torno al conjunto de medidas que impulsa.